nav-left cat-right

Christian Gross: El antídoto para frenar al campeón

El Fútbol Club Barcelona recibe el Mercedes Benz Arena con la medalla de campeón colgada al título, pero con otros cinco galardones que le han valido el elogio internacional allá por donde ha pisado. Pep Guardiola tiene el mundo a sus pies, pese a que el técnico de Santpedor elude recoger el guante a tanto piropo y sólo mira al partido siguiente, muy consciente de que la hazaña del 2009 es complicada de imitar. Hoy (20:45, TVE-1), tendrá enfrente a un apagafuegos que está dándole un aire totalmente diferente al VfB Stuttgart. Christian Gross no tiene el porte de Guardiola, ni un currículum tan rico en títulos, ni tampoco cuenta con una juventud para que su carrera todavía tenga mucho recorrido.

Christian Jürgen Gross nació en Zurich hace 55 años, y su carrera transcurrió entre 1973 (surgió en el Grasshopper) y 1985, año en el que se retiró en el AC Lugano. En sus 12 años como profesional contó con una experiencia en el extranjero, la que le llevó a defender los colores del VfL Bochum de 1980 a 1982. Una vez internacional por Suiza, este modesto defensa pronto inició su carrera como técnico en su país al tener la oportunidad en el modestísimo FC Wil. En cinco años, Gross logró ascender al Wil de la 2. Liga Interregional (cuarta categoría) a la Challenge League, segunda división suiza, lo que le valió ganar mucha reputación para su posterior traspaso al Grasshopper. Con los Saltamontes, que llevaban dos años sin ganar la Axpo Super Liga, Gross logró clasificar segundo al Grasshopper en su temporada de debut y hacerse con la Copa Suiza, y ya en su segundo año se hizo con el título, así como revalidar el campeonato helvético en la 95-96. Su último curso completo en el banquillo de los blanquiazules concluyó en la tercera plaza tras ser superado por el Sion y el Lausanne, pero su verdadera hazaña se produjo en la Champions League, donde acabó tercero en un grupo con el Auxerre, Ajax y Glasgow Rangers. El partido clave se produjo frente a los holandeses, que llegaron la última jornada al Hardturm-Stadion empatados con el Grasshoper y se hicieron con un triunfo agónico por 0-1 con gol de Kluivert en la primera mitad, dejando fuera a los suizos, que concluyeron el grupo con nueve valiosos puntos. Al año siguiente, inicio el curso con los Saltamontes, hasta que fue contratado por el Tottenham Hotspur, en la que iba a ser su gran oportunidad.

Su debut no pudo ser mejor, ya que cogía a los londinenses en zona de descenso y los salvó con cuatro puntos de margen sobre el precipicio. Su primer partido en las islas concluyó con un 0-2 a favor de los Spurs con goles de Vega y Ginola en la parte final del encuentro, aunque los dos siguientes duelos se zanjaron con duras goleadas (1-6 en el derbi frente al Chelsea y 4-0 en Coventry). Ese año lo salvó la dirección de Christian Gross, así como la calidad de una plantilla con jugadores como el francés Ginola, Klinsmann, Vega, Calderwood, el argentino Berti o Les Ferdinand. La campaña 1998-1999 la inició en el banquillo, pero la aventura duró poco ya que tras vencer al Everton en la tercera jornada fue destituido, ya que en las dos citas iniciales de la Premier League los Spurs sucumbieron frente al AFC Wimbledon (3-1) y el Sheffield Wednesday (0-3). La salida de Gross fue turbulenta, ya que el técnico suizo culpó a los medios de tirar por tierra su reputación y responsabilizarles de su destitución.

Tuvo que pasar un año hasta que Gross volviese a los banquillos. En el FC Basilea echó raíces y tuvo un largo periplo desde 1999 hasta finales de 2009. En su periplo con los RotBlau, Gross conquistó cuatro títulos ligueros y otros tantos coperos, haciéndose también con el galardón de Mejor Entrenador de la Super League en 2008. Para el recuerdo queda la participación del Basilea en la Champions League de 2003. Tras haber quedado apeados el año anterior en la ronda previa por el Oporto (por un global de 5-4), ese año llegaron con la lección bien aprendida y se deshicieron de los eslovacos del MŠK Žilina y después hicieron la machada de dejar fuera al Celtic de Glasgow tras remontar el 3-1 de la ida con una victoria en casa por 2-0. El sorteo de grupos no fue muy agraciado para los suizos, que quedaron encuadrados juntos al Valencia, el Liverpool y el Spartak de Moscú. Vencieron dos encuentros (Spartak en ambas ocasiones), igualaron en tres (en Anfield, en casa frente al Valencia, y en la jornada final frente al Liverpool). En ese encuentro, los reds llegaban a St. Jakob Park un punto por debajo de los suizos, por lo que la victoria era de imperiosa necesidad. El duelo se puso de cara para los helvéticos con un 3-0 inicial en la primera media hora, pero en la segunda mitad el Liverpool sacó su casta y logró el empate con tantos de Murphy, Smicer y Owen, que en el minuto 84 igualó la contienda, aunque fue insuficiente y el Basilea entró en los octavos de final.

En la segunda fase de grupos, las cosas para Christian Gross se pusieron más negras, ya que quedaron encuadrados junto al Manchester United, la Juventus y el Deportivo de la Coruña. El Basilea terminó tercero con siete puntos, empatado con la Juve y con los españoles, que acabaron cuartos. Pese a ello, los suizos vencieron en casa al Deportivo (1-0), igualaron en Old Trafford (1-1) y ganaron en la jornada final a la Juventus ante su público, lo que fue recompensado por la grada de St. Jakob Park, que valoraron la enorme temporada de sus pupilos. En la Copa de la UEFA de 2006, llegaron hasta cuartos de final, donde perdieron frente al Middlesbrough, que posteriormente llegarían a la final por 4-3. Christian Gross puso punto y final a su etapa en el FC Basilea al concluir la campaña 2008-2009.

Y la llegada de Gross al Stuttgart ha tenido ese tinte de triunfo en la que se desarrolla la carrera del técnico suizo. Cogió al club el 6 de diciembre, en un momento muy delicado para los alemanes y tres días antes del duelo directo frente al Unirea Urziceni. Su periplo hasta el momento con los de la Mercedes es casi inmaculado, con seis triunfos, un empate y una sola derrota frente al Hamburgo con el doblete de Van Nistelrooy. Hoy, Christian Gross jugará su segundo encuentro en la presente Champions League tras la victoria en su debut frente al Unirea rumano por 3-1 con goles de Marica, Trasch y Pogrebnyak. El técnico suizo mantiene el mismo esquema de juego y prácticamente no retoca el once inicial, con Lehmann en portería, una defensa de cuatro con Celozzi, Tasci, Delpierre y Molinaro; con Khedira y Kuzmanovic en el eje; el bielorruso Hleb y Gebhart en las alas y Cacau y Pogrebnyak en la punta. La buena noticia para Gross es que ya está recuperado el rumano Marica, que podría entrar en la segunda mitad, ya que su concurso en el equipo titular no va a producirse hoy por los cuatro goles de Cacau (su recambio) el pasado fin de semana.

Habrá que ver la cara que ofrece un Stuttgart en clara progresión, y que en la figura del técnico Christian Gross tienen a una especie de mago de los banquillos, y que sólo falló en su experiencia en el Tottenham, aunque nunca se sabrá lo ocurrido si no hubiese sido destituido en el club londinense. No tiene el porte y la clase de Guardiola, pero a sus 55 años quiere seguir logrando títulos y haciendo crecer a clubes modestos.

4 comentarios a “Christian Gross: El antídoto para frenar al campeón”

  1. Jo22 dice:

    El partido se presenta muy interesante, el Barça es claro favorito, pero el Stuttgart se lo puede hacer pasar mal. Todo depende del grado de concentración.

    Un saludo, ventanadefutbol.blogspot.com

  2. Matías Rodríguez dice:

    no quedan dudas que tuvo por momentos el antidoto contra el barcelona, de hecho iba ganando y aguanto todo lo que pudo y no le permitio jugar, pero el empate no es bueno para los bavaros, mucho menos en uno, ya que es muy dificil que puedan ganar en el camp nou, muy buena informacion amigo, un saludo

  3. cityground dice:

    Me ha gustado el Stuttgart con jugadores muy interesantes y jóvenes, su mejoría en la Bundesliga con la llegada de Gross era evidente, puede hacer un buen trabajo en el Stuttgart.

    Ese Basilea fue una gran sorpresa en la Champions.

  4. entradas final copa dice:

    Al final casi se lleva un susto el Barça y lo que es peor es que están perdiendo sensaciones.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>