nav-left cat-right

Copa Sudamericana: El colonizador Hernán Barcos

Esta noche se inicia la batalla por la Copa Sudamericana. A partir de la 01:15 en España (19:15 en el Estadio Casa Blanca de Quito), la Liga Deportiva Universitaria de Quito y el Club Universidad de Chile lucharán en el partido de ida por un entorchado en el que dejaron fuera en semifinales al binomio poderoso del continente que conforma Argentina y Brasil. Con menos pedigrí en Europa que Club Atlético Vélez Sársfield o CR Vasco da Gama, ecuatorianos y chilenos buscan el título. La Liga quiere sumar el quinto entorchado continental en tres años, mientras que la La U espera estrenarse en este aspecto.

En los visitantes quizás no veamos su habitual tridente ofensivo formado por Eduardo Vargas (máximo anotador del torneo con ocho dianas), Francisco Castro y Gustavo Canales. El técnico Jorge Sampaoli probó en el último entrenamiento un 4-4-2, e incluso un 4-5-1 para combatir la altura de Quito. Mientras, LDUQ prepara con más tranquilidad el choque de ida. Toda la afición tiene un nombre en mente: Hernán Barcos. La historia del Pirata es curiosa. El delantero centro (siete goles en la actual Copa Sudamericana) salió de Racing Club de Avellaneda, pasó por el Club Guaraní de Paraguay, el Centro Deportivo Olmedo ecuatoriano, el FK Crvena Zvezda serbio, el Club Atlético Huracán argentino y sumó una nueva experiencia más en China: Shanghai Shenhua FC y Shenzhen Asia Travel FC antes de aterrizar en Quito.

Sin duda, y haciendo honor a su apodo, Hernán Barcos ha ido colonizando ciudades, países y estadios cual pirata para forjarse una carrera llena de anécdotas. El verano de 2007, y tras sus experiencias en Paraguay y Ecuador, Europa llamó a las puertas del espigado ariete de 1.89 metros. El mítico FK Crvena Zvezda, más conocido como Estrella Roja, decidió darle una oportunidad tras sus 26 dianas con el Olmedo. A pesar de dar el triunfo a los serbios frente al FK Banat Zrenjanin en los últimos minutos (fue el artífice del 2-0 en el minuto 88 y 90) su experiencia balcánica no cuajó y decidió volver a La Academia.

Con 24 años, Hernán fue adquirido por el Shanghai Shenhua previo pago de 654.000 euros para sumar otro continente a su currículum. Como muchos otros sudamericanos, Barcos se lanzó a la aventura oriental. Brilló en la Chinese Super League de 2009 con el Shenzhen Asia Travel. Pese a quedar en la undécima posición de 16 equipos (quedaron a cinco puntos del descenso), el argentino aportó 17 goles para ser, junto al hondureño Luis Ramírez, el máximo anotador del curso chino. Tras Europa, Asia se añadió a las ciudades colonizadas por el Pirata. Muchos equipos, pero ningún título. El argentino tenía hambre y La Liga sació ese apetito perfectamente.

Pese a no disputar los partidos de ida y vuelta del campeonato ecuatoriano frente al Club Sport Emelec, el Pirata convirtió 22 dianas, solo una por detrás de Jaime Ayoví, vibró con el título y fue designado mejor delantero por parte de la Asociación Ecuatoriana de Radiodifusión. Unos meses antes, Barcos fue el autor de los dos tantos que dieron a los de Quito la Recopa Sudamericana ante Club Estudiantes de La Plata. Tras el título en 2009, La Liga quiere repetir título dos años después, y en esta ocasión cuentan con los goles que Hernán Barcos ha ido dejando en cada rincón del mundo.

Por si fuera poco, el ariete estuvo ayer en un acto de firma de autógrafos y declaro ante los medios que: “Este mes o en enero voy a ser ecuatoriano, un compatriota más”. Hernán Barcos, además de comentar lo que para muchos sería una anécdota sin más pretensión que ocupar una plaza menos de extracomunitario, el Pirata recalcó que “todo depende de cómo esté en mi nivel futbolístico y, si el Profe me considera, seguro asistiré”, en referencia a la posibilidad de ser internacional con Ecuador si Reinaldo Rueda así lo estima.

Mientras Hernán Barcos quiere acercarse al título de la Copa Sudamericana en el choque de ida esta noche ante Universidad de Chile, muchos rememoran sus andanzas en Paraguay, Serbia y China. El Pirata no lleva parche sobre el césped, pero bajo su mando han conquistado muchos puertos. Hoy comienza la colonización de otro horizonte y esa coleta quiere ser portada.

Un comentario a “Copa Sudamericana: El colonizador Hernán Barcos”

  1. Yoshua dice:

    El que gane la Copa Sudamericana, creo que también uno de sus jugadores ganará el premio a mejor jugador, o E.Vargas, o Barcos. La sensación que he tenido durante toda la Copa Sudamericana, es que Liga de Quito ha sido menos equipo y dependió más de Barcos que en otros años, sus goles han sido fundamentales sin duda. En Universidad de Chile, más allá del acierto de la Joya, ha sido un equipo que ha desplegado un gran juego y ganando de manera convincente, pero llegados a este punto, el rival es Liga de Quito, tremendamente copero.

    2 equipos que merecen ser reconocidos por lo logrado en los últimos años, la “U” llegó a semifinales de la Libertadores 2010 con jugadores como Pinto, Contreras, Olarra, Victorino, Seymour, Montillo, Puch, Oliveira, Iturra, sólo 2 jugadores que juegan hoy estuvieron ahí: Rodríguez y Rojas, a pesar de todas esas bajas, ganaron a Universidad Católica el apertura, ( tenía un equipazo el equipo de Pizzi) ahora en cuartos de final de clausura, y hoy la final.

    Liga de Quito ya conocemos de sobra sus triunfos recientes, lo dicho, más allá de quien gane, ahí están las trayectorias. A disfrutar de la final.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>