nav-left cat-right

El ‘Equipo Salvaje’ sale del bosque

Enclavada en la zona del noreste de Bulgaria, entre el Mar Negro y el Río Danubio, la región de Ludogorie ofrece una de las puestas de sol más envidiadas en el mundo. El silencio, la vegetación y el terreno virgen reflejado en el agua conforman una postal ideal que ser guardada para la posteridad con el simple click de una cámara. Esa zona se conoce como Region of Wild Forest (La Región de los Bosques Salvajes).

Una denominación que choca con la paz y armonía que se vive en este paraje que en su día fue dominado por romanos, otomanos o bizantinos. Hoy, en pleno siglo XXI, a unos kilómetros de distancia, en la ciudad de Razgrad se va a vivir una noche histórica. A las 21:00 (hora local), 20:00 en Europa Central, el PFC Ludogorets Razgrad hará su debut en la UEFA Champions League (ante el GNK Dinamo Zagreb) tras una historia reciente de ensueño.

Fundado en 1945 tras la fusión de cinco entidades deportivas de la ciudad, este equipo surcó por el fútbol búlgaro con varias denominaciones, pero siempre alejado de la élite. Tras más de 15 años en la Bulgarian V AFG (tercera categoría), en la temporada 1961/62 el cuadro verde, que es conocido como Орлите от Разград (Las Águilas de Razgrad), logró el ascenso a la Bulgarian B PFG. Desde ese momento pasó a ser un conjunto ascensor, pero nunca pudo poner un pie con los más grandes.

En la década de los 90, y sin pasar por una situación económica boyante cambió su denominación a Antibiotik Razgrad, pero la situación no varió hasta el año 2009. En la campaña 2009-10, el PFC Ludogorets Razgrad daba un paso importante al concluir segundo en la Bulgarian V AFG, el año anterior se había quedado cerca, y ascendía al segundo peldaño de Bulgaria. En el inicio del nuevo curso, la noticia llegada a Razgrad. El empresario Kiril Domuschiev se hacía con el club y, con ambición, manifestó sus intenciones: “Quiero llevar al equipo a la A PFG“.

Llegaron muchísimos fichajes, un total de 15 futbolistas, 12 en propiedad y tres en calidad de cedido. Estas incorporaciones fueron claves para un ascenso de forma clara. Tras 24 jornadas, el Ludogorets obtuvo 44 puntos (12 triunfos, ocho empates y cuatro encuentros perdidos) y sacó ocho puntos a sus más inmediatos perseguidores. La promesa de Domuschiev se hacía realidad ocho meses después de su aterrizaje al club.

Había que prepararse para la A PFG y el joven técnico Ivaylo Petev (de 36 años) inició la primera temporada del club en la élite con 17 contrataciones en el verano de 2011 y seis más en el mercado invernal. Domuschiev desembolsó algo más de un millón de euros para contentar a la afición. En plena pugna con el PFC CSKA Sofia hasta la jornada 20, el cuadro de la capital adquirió una ventaja importante y a falta de cinco partidos sacaba ocho puntos al Ludogorets.

De los últimos 15 puntos, el CSKA obtuvo seis, mientras que el nuevo equipo de la A PFG hizo pleno para llevarse el título. Pero la definición tuvo más miga aún. La última jornada encuadró a la escuadra de Petev ante el CSKA, y el Ludogorets Arena se llenó (6.000 espectadores) para vivir una noche mágica. El zurdo Miroslav Ivanov superó de falta a Raïs M’Bolhi a los 19 minutos de juego. Los de Sofía tomaron entonces la iniciativa (les valía el empate), pero chocaron con la madera y con el guardameta local Uroš Golubović, que mantuvo la portería a cero y obró el milagro.

Justo una semana antes, el PFC Ludogorets Razgrad inauguró su palmarés con el título en la Bulgarian Cup ante el PFC Lokomotiv Plovdiv con un doblete de Marcelinho (’72 y ’79) para remontar el resultado. A estos dos trofeos, hace siete días se engrosó la sala de trofeos con la Bulgarian Supercup de nuevo ante el cuadro de Plovdiv (3-1, uno más de Marcelinho). Hoy, también miércoles (el mismo día que se lograron los tres títulos), el club búlgaro corta la cinta en la mejor competición de clubes del mundo. Tiene ambición, una afición entregada, un presidente ambicioso, un entrenador con proyección y un equipo que quiere hacer del ‘Bosque Salvaje’ una región que añada a la histórica zona verde un balón por el que ser recordado.

Foto: UEFA.com (Storyan Georgiev)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>