nav-left cat-right

El hundimiento de la Juventus

Se hablaba de ellos en septiembre como la alternativa a suceder al Inter, y se les situaba un peldaño por encima del Milan, pero lo cierto es que los turineses han ido de más a menos y ya no tienen ni segura la participación en las competiciones europeas para el curso 2010/2011. El pasado 29 de enero, Alberto Zaccheroni tomaba el mando de la Vecchia Signora tras la derrota en el Stadio Olimpico di Torino por 1-2 frente a la Roma, que en el último minuto asestaba el golpe definitivo a Ciro Ferrara con un tanto postrero del noruego Riise.

La papeleta era complicada para Zaccheroni, que llevaba casi tres años sin sentarse en un banquillo. Sus dos primeros encuentros se han saldado con sendas tablas en el luminoso. Empate a uno en casa frente ante una Lazio que está en una crisis galopante (ahora mismo ocupa puestos de descenso). El capitán Del Piero sacó la casta y adelantó a la Juve mediante un penalti en el minuto 70, pero ocho más tarde Mauri sacó un valioso punto. El pasado sábado, los bianconeri visitaban el Armando Picchi para enfrentarse a un Livorno que también está en la zona caliente de la tabla. Pero poco duró la portería virgen, ya que Filippini puso el 1-0 a los 26 minutos de juego, y tuvo que ser el central Legrottaglie quien marcara el empate antes del descanso. Además de con un escaso punto, Zaccheroni también se marchó hacia Turín con la expulsión de Felipe Melo, que será baja para el partido clave frente al Genoa del próximo domingo. Con estos dos guarismos, la Juventus se sitúa en la séptima posición con 35 puntos, a uno de la Europa League (Sampdoria) y a tres del Napoli, que ostenta la última plaza para disputar la Champions League. La mala noticia es que el Genoa, su próximo rival, está empatado a punto con los turineses, mientras que dos de las sensaciones de la Serie A, el Cagliari y el Bari están a un partido y la Fiorentina a cuatro puntos y con la vista puesta en el encuentro del 7 de marzo en el Artemio Franchi frente a la Juventus que puede ser clave.

El problema no es sólo la posición en la tabla, ni los puntos de distancia al cuarto y sexto puesto, sino que Zaccheroni ha entrado un vestuario sin ánimo, que está mostrando un juego pésimo y con los varapalos de haber sido eliminados en la fase de grupos de la Champions League, la distracción de la Europa League y eliminados en cuartos de la Coppa Italia por el Inter. Con este panorama, y sin alternativas en el ataque, Zaccheroni pondrá un esquema muy reservado frente al Genoa, con ocho jugadores defensivos y tres referencias en ataque (Diego, Amauri y Del Piero). El joven Antonio Candreva, cedido en el mercado invernal por el Udinese, volverá a estar en el once titular, con Sissoko como compañero de medular, mientras que la defensa se compondrá con tres centrales (Cannavaro, Legrottaglie y Chiellini) y dos carrileros (Martín Cáceres y Grosso). Otro dato para llevarse las manos a la cabeza es la paupérrima racha del brasileño Amauri, que lleva cinco goles desde el inicio del 2009 hasta la actualidad, unos datos que dicen muy a las claras su falta de calidad para estar en una entidad como la juventina. Con Iaquinta y Trezeguet en la enfermería, que se espera que estén para dentro de dos jornadas, al menos el italiano, y Camoranesi también en el dique seco, la capacidad ofensiva se reduce para Zaccheroni, que en el banquillo tendrá al genio incomprendido Giovinco y al tierno Paolucci.

Negro es el presente para la Juventus, pero tenebroso puede ser el panorama si no ganan al Genoa el domingo o si son eliminados de forma contundente en la Europa League por el Ajax (que ganó este fin de semana al Twente por un claro 3-0 y rompió la imbatibilidad de los de McLaren). Pero lo cierto es que progresar en la segunda competición continental tampoco sería una buena noticia para la Vecchia Signora, que encontraría la dificultad de compaginar la mala situación liguera con partidos intersemanales. Por si fuera poco, su situación estamental sigue la misma tónica que la deportiva, con el presidente, Jean-Claude Blanc en la cuerda floja y suena el actual seleccionador de la azzurra, Marcello Lippi, como el nuevo presidente según lo publicado por el diario turinés TuttoSport. Según dicha información, Blanc pasaría a ser el consejero delegado del club por su buena gestión económica desde 2006, mientras que Lippi tendría la difícil misión de representar a la Juventus en las turbias instituciones del fútbol italiano.

5 comentarios a “El hundimiento de la Juventus”

  1. Fran Castarlenas dice:

    Muy buena entrada.

    Es una pena que la Vecchia Signora no confíe en Giovinco como el sustituto a corto plazo de Alessandro Del Piero.

    Un abrazo.

  2. Fran Castarlenas dice:

    Muy buena entrada.

    Es una pena que la Vecchia Signora no confíe en Giovinco como el sustituto a corto plazo de Alessandro Del Piero.

    Un abrazo.

  3. cityground dice:

    Por plantilla me parece superior a la del Milan pero desde que cayo de la Champions se han hundido, pero no tiene lejos la 4ª plaza y el resto de aspirantes tampoco son demasiado regulares.

    Cuando ficharon Amauri parecía que era un acierto pero sus números son penosos para un delantero.

  4. futbollium dice:

    La Juve debería dar las riendas del equipo a giovinco ´, junto a Diego deberían ser la referencia de los bianconeri .

    Un saludo

  5. Martí dice:

    Alguna oportunidad se le ha dado a Giovinco, pero tampoco ha respondido de verdad, quizás merezca más tiempo.

    A pesar de la mala situación, el equipo que está empezando a formar no me parece malo. Diego debe erigirse en el líder como hiciera en los primeros partidos de esta campaña.

    Tienen que encontrar motivación y volver a creer en si mismos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>