nav-left cat-right

El nuevo AS Monaco FC: Dmitry Rybolovlev

dmitry-rybolovlev

Ático de 625 metros cuadrados en Central Park West (Nueva York) por 88 millones de euros en diciembre de 2011, la isla griego de Skorpios por unos 117 millones de euros en abril de 2013, La Belle Epoque en Mónaco por 300 millones de dólares y una mansión en Palm Beach por casi 100 adquirida a Donald Trump. Esta lista de adquisiciones podría trasladarse al mundo del fútbol y ponerle, por ejemplo, los nombres de João Moutinho, James Rodríguez y Ricardo Carvalho. A la espera de un Radamel Falcao que ya se despidió de la afición del Atlético de Madrid y que también se pondrá la zamarra de la Association Sportive de Monaco Football Club.

En diciembre de 2011, Dmitry Rybolovlev adquirió el 66% del cuadro monegasco cuando marchaba último en la Ligue 2, pero a partir de ese momento se inició la fuerte inversión y el panorama cambió hasta la vuelta a la élite esta primavera, como expliqué en el primer post de esta serie. Como las cosas de palacio van despacio, el Príncipe Alberto II de Mónaco ya llevaba varios meses investigando al magnate ruso. Rybolovlev necesitaba la aprobación del soberano monegasco, y finalmente la consiguió para rescatar al Monaco cuando peor estaba.

Siempre ronda la duda tras estas incursiones de grandes ricos que no necesitan generar más riqueza. Un año después de la llegada del ruso (nacido el 22 de noviembre de 1996 en Perm), dos voces autorizadas le dieron una palmada a Dmitry. Tanto Etienne Franzi (antecesor de Rybolovlev) como la Direction nationale du contrôle de gestion (DNCG) aseguraron que el nuevo mandatario del Monaco cumplía las exigencias pactadas y que caminaba por el camino correcto. Especialmente reseñable las manifestaciones de la DNCG, que es una de las direcciones de la Ligue de Football Professionnel que supervisa las cuentas de los clubes profesionales galos.

Hijo de doctores, Dmitry siguió los mismos pasos y en 1990 se graduó en su Perm natal como cardiólogo. Pero los últimos años de los 80 fueron prolíficos para él. Se casó, tuvo una hija e hizo sus primeras incursiones en el mundo de los negocios. Creó la firma Uralkali, de producción de fertilizantes, que durante 15 años le ayudó a multiplicar su fortuna (llegó a ser el número 79 de la lista Forbes en 2010; en la de 2012 se sitúa en el puesto 119) hasta que terminó vendiendo sus acciones (entre ellos a Suleyman Kerimov, dueño del Anzhi ruso) y en la actualidad es el máximo accionista del Banco de Chipre, del que adquirió un 9,7% en septiembre de 2010 hasta que consiguió convertirse en el máximo accionista, aunque sus acciones han disminuido mucho en la actualidad.

Las donaciones también son una práctica habitual del presidente del Monaco: financiación de obras de reforma en palacios de San Petersburgo, de catedrales en Moscú o de la iglesia ortodoxa de Limassol (Chipre). Su nuevo proyecto será la construcción de un centro de arte, música y literatura en la localidad suiza de Gstaad. Se le acusó en 1996 de ordenador el asesinato del dueño de una empresa de la competencia y fue condenado a 11 meses de prisión, pero fue dejado en libertad al no poder demostra0r su culpabilidad.

Desde finales de 2011, Dmitry Rybolovlev tiene otro negocio, proyecto e ilusión entre ceja y ceja, la Association Sportive de Monaco Football Club. El Principado suma otro aliciente para que el lujo, la ostentosidad y el despilfarro paseen por las calles monegascas. Quizás veamos más trajes de la cuenta en la grada del coqueto Stade Louis II, pero seguro que sobre el césped encontramos semana a semana destellos futbolísticos.

Foto: Yevgeny Zapiskin/Kommersant

Un comentario a “El nuevo AS Monaco FC: Dmitry Rybolovlev”

  1. Eily dice:

    Una pregunta, se sabe qué va a pasar con el Fair Play Financiero y el Monaco? Porque ni de coña lo va a cumplir y se pone en vigor en pocos años. Tendrá huevos Platini dejarle sin Europa? O es que al final el tema se va a quedar en agua de borrajas? Un saludo

Trackbacks/Pingbacks

  1. Ligue 1 2013-14: La previa | En Línea De Gol - […] Llegar y besar el santo. Eso debe pensar Dmitry Rybolovlev sobre el impacto de su AS Monaco FC en …

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>